Parábola “El hijo Pródigo”



Como hemos visto en esta parábola, el amor todo lo puede perdonar ya que Dios nos ha enseñado hacerlo.